Soluciones IoT y big data: dos herramientas que pueden combinarse

El análisis de datos revolucionó la administración de las empresas para que basen su toma de decisiones en herramientas que brinden insights y labores automatizadas que aumenten el desempeño. Por tal motivo, es indispensable que los líderes de negocios sepan qué son las soluciones IoT y conozcan otra tecnología que potencializa su utilidad: el big data.

En esta publicación, explicaremos en qué consisten el big data y las soluciones IoT, que pueden instalarse en fábricas, detallando su funciones en conjunto, diferencias y aplicaciones.

Big data

Se refiere a la gran cantidad de datos compuestos en estructurados y no estructurados y que consisten en elementos cruciales para la toma de decisiones. El big data es el conjunto de datos cuya complejidad, tamaño y velocidad de crecimiento supera la capacidad de gestión, procesamiento, captación y análisis mediante tecnologías convencionales. Proporciona respuesta a muchas cuestiones realizadas por las empresas, lo que ayuda a detectar y resolver dificultades de manera comprensible, además de hallar tendencias en la información obtenida y aprovechar nuevas oportunidades de negocio.

Las soluciones IoT

El Internet of Things o internet de las cosas es una de las tecnologías que han definido el presente siglo y una herramienta crucial para el futuro de las empresas. Las soluciones IoT benefician a las empresas y están basadas en la interconexión de objetos cotidianos. Las oficinas inteligentes que son controladas mediante sensores y apps son un ejemplo de esta tecnología, ya que permite integrar dispositivos y comunicar los distintos elementos, como monitores de vigilancia, equipos computacionales, pantallas, sistemas contraincendios, entre otros.

¿Cómo se relacionan las soluciones IoT y el big data?

Es importante mencionar que la popularidad y amplio uso que han tenido las soluciones IoT en el ámbito empresarial se debe, en gran medida, a la aparición del big data en procesos de análisis para optimizar tanto protocolos como servicios. La información que procede del comportamiento en línea de los usuarios y que, para tu comprensión, se procesa mediante el big data ha dado cabida al IoT para hallar formas posibles y prácticas de aterrizar las estrategias al mundo real.

Las relaciones entre ambas herramientas que, al igual que la ciberseguridad México, no deben faltar en los negocios digitales son:

Conexión para la generación de datos

El internet de las cosas no existiría sin el big data. El último estableció una tecnología que proporciona una estructura eficiente para el análisis de muchísimos datos, lo que ha dado pie al surgimiento de procesos de interconectividad de interfaces y dispositivos que, gracias a esos datos, cumplen con los estándares del mercado. Las múltiples posibilidades de conectividad entre dispositivos del IoT son favorables para el big data, pues permite recopilar la información generada entre los equipos, lo que es útil para realizar análisis.

Modelos predictivos

Big data y IoT permiten conocer las condiciones de ciertos dispositivos en tiempo real, por ejemplo, patrones de uso y temperatura para construir modelos predictivos que aumenten la eficiencia y eviten fallos.

Estas relaciones generan muchas ventajas para las empresas, mediante:

  • Automatización de procesos para eliminar tareas molestas y repetitivas por medio de tecnologías que aprovechan el machine learning y la inteligencia artificial.
  • Diagnóstico de uso para ofrecer productos y servicios adecuados para los clientes.
  • Toma de decisiones mediante datos precisos que proporcionen insights de valor a las empresas para impulsar sus resultados.
  • Ahorros de dinero al simplificar procesos y conseguir datos acerca de las prácticas más recomendadas.

¿Cuáles son las diferencias de ambas herramientas?

La diferencia más notable está basada en la forma en que cada tecnología genera los datos. Las soluciones IoT son herramientas generadas por la conectividad e intercomunicación de múltiples dispositivos, es decir, se establece por máquinas. En cambio, el big data se genera por los humanos y su comportamiento, debido a que la creación de datos requiere la interacción entre personas y dispositivos.

¿Cuáles son las aplicaciones de ambas herramientas en los negocios?

Ambas tecnologías tienen infinitas aplicaciones en las empresas: desde el ahorro de costos, la automatización de procesos, el establecimiento de protocolos amigables con el medio ambiente hasta la obtención de información acerca del uso de dispositivos, entre otros. Es esta amplia variedad la que las ha vuelto en ejemplos notables de la transformación digital del siglo XXI en muchas empresas y, seguramente, será aún la bandera de competitividad de muchos negocios en aras de volver más eficientes sus procesos y satisfacer a sus consumidores.

Si necesitas una solución IoT para aprovechar sus excelentes beneficios junto con los del big data, contacta a los expertos de TI America. Nuestros servicios IoT facilitarán las operaciones de tu negocio mediante la expansión de la conectividad de cómputo y red a varios dispositivos, objetos y sensores interconectados.

También existen implementaciones para zonas remotas con nuestro servicio de enlaces inalámbricos que pueden potencializarse mediante otras soluciones como, inteligencia artificial, cloud, edge computing, realidad aumentada y 5G. Solicita una cotización o más información al (55) 9000 4813.